Back to Top

Jueves, 05 Abril 2018 21:50

Alerta amarilla en zonas de riesgo por temporada invernal en Cundinamarca

Valora este artículo
(2 votos)

 

La Unidad Administrativa Especial para la Gestión de Riesgo de Desastres declaró la alerta amarilla en los municipios de Cabrera, Apulo, Anapoima, La Mesa, Tocaima y Girardot, que son los que presentan una condición de mayor riesgo en este momento.
 


Ante el aumento del caudal de los ríos Sumapaz, Negro y Bogotá, debido al fuerte invierno que atraviesa todo el territorio cundinamarqués, la Gobernación de Cundinamarca -a través de la Unidad Administrativa Especial para la Gestión de Riesgo de Desastres- declaró la alerta amarilla en los municipios de Cabrera, Apulo, Anapoima, La Mesa, Tocaima y Girardot, que son los que presentan una condición de mayor riesgo en este momento.


 
De acuerdo a los pronósticos del Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam), las zonas de mayor riesgo son las cuencas de los municipios aledaños, donde se presentan altas probabilidades de derrumbes, crecientes de ríos y quebradas, obstrucción de vías y deslizamiento de tierras.

 

 
“Estamos afrontando una temporada fuerte de lluvias en todo el departamento y mi llamado es a que los alcaldes de los 116 municipios mantengan la alerta amarilla y, junto con los organismos de socorro, activen las medidas preventivas necesarias para que sus municipios estén preparados para cualquier emergencia”, puntualizó Wilson García Fajardo, director de la Unidad Administrativa Especial para la Gestión del Riesgo de Desastres de Cundinamarca.

 

 
Los alcaldes de los municipios deberán activar la alerta amarilla y, junto al Consejo Municipal de Gestión del Riesgo, los cuerpos de socorro y la red de hospitales, mantener en permanente monitoreo el aumento en caudales de ríos y quebradas, así como detectar las zonas sensibles a inundaciones, derrumbes, deslizamientos y obstrucción de vías.


 
Como medida preventiva, de forma inmediata deberán conformar brigadas de aseo en los sistemas de alcantarillado, limpieza en zonas aledañas a ríos y quebradas cercanas a la población urbana y rural, realizar el retiro de escombros, llantas, basura y material desechable que propicie el desbordamiento de las fuentes fluviales.


 
Así mismo, el director de la Uaegrd hizo un llamado a los bañistas para que durante esta temporada se abstengan de nadar en ríos y quebradas, pues las crecientes súbitas de los caudales se pueden triplicar y tendrían un riesgo inminente de sucumbir ante la fuerza de las corrientes, siendo ésta la mayor causa de muerte por ahogamiento en temporada invernal.


 
Desde la Gobernación se han dispuesto los recursos logísticos y el personal necesario para desplazarse hacia las zonas de mayor riesgo y hacer monitoreo permanente y acompañamiento a los alcaldes, de tal forma que la Administración Departamental tome las acciones que reduzcan los riesgos y prevengan emergencias en esta temporada, en busca del bienestar de los cundinamarqueses.

Visto 2331 veces